Piden abrigos, frazadas y medicamentos para llevar a comunidades de Santa Victoria Este

Pobreza y desnutrición son algunas de las problemáticas que enfrentan un grupo de monjas que organiza viajes para asistir a comunidades chorotes y wichis.

19 May 2017 315

“Cuando llegamos nos encontramos con una realidad difícil, dura, muy dura”, dice la Hermana Mariana Basualdo, sobre la realidad con la que se chocaron en los Parajes de Santa Victoria Este en febrero pasado.  Según comenta la Superiora de la Comunidad de las Hermanas de Jesús Buen Pastor, también conocidas como Pastorcitas, las sorprendieron las grandes necesidades por las que atraviesan las comunidades originarias wichis y chorotes.

“Nosotros estamos viajando por tercera vez a Santa Victoria Este llevando donaciones, primero fuimos en febrero y después para semana santa” relata la Hermana.

Combatir a la muerte

Sobre la incitativa de asistir a las comunidades que viven en diferentes parajes como Pozo La Yegua, San Lorenzo y la Merced, entre otros surge de la preocupación por “la cantidad de muertes de niños, y de adultos por la desnutrición, que fue entre diciembre y enero”.

Según comenta la religiosa entre estos meses hubo un total de 23 muertes que tuvieron un factor en común: la desnutrición.

“Nos llamó la atención la necesidad de las personas, los niños descalzos con el calor que hacía, la tierra estaba caliente y los niños descalzos, chicas muy jovencitas con grados de desnutrición, hay una chica de 15 años con 42 kilos y embarazada” expresó la Hermana Mariana.

Según el testimonio de la religiosa todos los meses las familias de estos parajes reciben un bolsón de parte del gobierno pero no les alcanza y afirmó que a pesar de contar con 13 centros sanitarios en la zona “hay una realidad que los supera”. Fue por eso que desde la Congregación decidieron volver al lugar en Semana Santa y ahora nuevamente para llevar abrigos y alimentos principalmente.


El pedido de donaciones

“Gracias a Dios estamos recibiendo muchas donaciones, pero lo que más hace alta son mantas y frazadas”, comenta la Hermana Mariana.

 Otra de las necesidades más urgentes son los medicamentos, ante la falta de desabastecimiento que afecta a los centros sanitarios de la zona.

Lo que se solicita principalmente es dipirona, dexametasona en inyectables, agujas intramusculares, antitosivos, vitaminas A, C, D, y decidex.

Por otro lado, calzado, abrigo y alimentos no perecederos también pueden ser útiles para beneficiar a alrededor de 700 personas que viven en diferentes parajes de Santa Victoria Este.

Las donaciones se pueden dejar hasta el martes que viene en Angélica de Correa 1375 Villa Mitre, en donde viven las Hermanas. La casa está a dos cuadras de la cancha de Mitre.

Para más información pueden comunicarse al teléfono (0387) 4281179.


En Esta Nota

Santa Victoria Este
Comentarios

Comentarios

Para poder comentar debes Ingresar / Registrarte