¿Por qué se celebra hoy el día de San Valentín?

A pesar de que la Iglesia Católica no celebra a su santo el 14 de febrero, el festejo se instaló en casi todo el mundo como el “día del amor”.

14 Feb 2020

Día de los Enamorados, Día de San Valentín o Día del Amor y la Amistad: a pesar de las distintas formas de llamarlo, el 14 de febrero es un día especial para las personas que están en pareja y también para las que disfrutan su soltería.

¿Cuál es el motivo de esta celebración? San Valentín era un sacerdote de Roma, donde el emperador decidió prohibir la celebración de matrimonios para chicos jóvenes, porque -según él- los chicos solteros sin familia eran mejores soldados. El religioso consideró el decreto injusto y empezó a celebrar matrimonios en secreto.

Llegó el día en el que las autoridades se enteraron e inmediatamente lo encarcelaron. Fue ejecutado el 14 de febrero del año 270. Luego, la Iglesia Católica designó el 14 de febrero como el día oficial de San Valentín. De hecho, la festividad fue incluida en el calendario litúrgico y se la celebró durante 15 siglos. En 1969 el Concilio Vaticano II lo eliminó del calendario. Y pasó a ser una fecha con santo pero sin celebración.

A pesar de que la Iglesia Católica no festeje el Día de San Valentín, la fecha se instaló en casi todo el mundo como el Día del Amor. Muchas parejas se esfuerzan en pasar un día distinto y algunos, hasta eligen el 14 de febrero como el día perfecto para ponerse de novio o casarse.

Datos curiosos

No todo el mundo celebra el Día de San Valentín en febrero. Incluso en algunos lugares cambia el significado. En Uruguay se festeja en octubre, mientras que en Bolivia el primer día de primavera, el 21 de septiembre.

En Finlandia y Estonia. el 14 de febrero se celebra un homenaje a la amistad. En Dinamarca y Noruega se mantiene una tradición que es regalar pequeños poemas con rimas que los hombres envían a las mujeres de forma anónima. El remitente se pone con tantos puntos como letras tenga el nombre del enamorado.

Ideas de regalos

Chocolates y bombones.- Esta opción no puede fallar. Chocolate blanco, chocolate negro, con o sin leche, dulce o amargo. Se adapta perfecto a los gustos de tu pareja. Además, podés personalizar tu regalo con bombones que formen una frase especial junto con el nombre de tu homenajeado u homenajeada.

Tazas o sets materos.- Nunca hay tazas de más en una casa y el mate es un buen compañero a donde sea que vayás. Con esta opción dejá volar tu imaginación para incluir en el diseño alguna foto con tu pareja, alguna frase y también decorarla con su color preferido. También están las tazas mágicas que revelan un mensaje al llenarse con agua caliente.

Desayuno en la cama.- La comida más importante del día puede convertirse en la más especial. Ya sea que consigás algunas masitas en la panadería o las preparés vos mismo, podés sorprender a tu pareja.

Cena romántica.- El día exige aflojar un poco la billetera. Una cena en el restaurante favorito de ambos nunca falla. Por la fecha, muchos locales gastronómicos se encuentran ambientados para pasar una velada aún más especial.

Noche de pelis.- Los regalos no tienen por qué ser materiales. Una relación se va formando en base a momentos especiales que se recuerdan por siempre. La oferta cinematográfica para el Día de los Enamorados cada vez es más grande. Algunos clásicos son: “Titanic”, “Con amor”, “Rosie” y “Diario de una pasión”.

Peluches.- Un regalo que se puede abrazar cuando lo necesités es un oso de peluche. Para esta fecha, surgen las ofertas y los interminables diseños de todos los colores y tamaños. También vienen con mensajes.

Ramo de flores.- Un clásico regalo que emociona a todos. Sus colores y formas se adaptan a todo tipo de ocasión. Las más comunes para hoy son las rosas rojas.

En Esta Nota

Uruguay
Comentarios