Dramático relato de la mamá del joven que recibió una descarga y fue baleado por un policía

La mujer denunció el violento accionar de la fuerza y aseguró que es una historia que se repite. El efectivo está detenido.

16 May 2018
2

DEISY PERALTA. Mamá del joven baleado y "picaneado" por la Policía. FOTO CAPTURA DE VIDEO DIARIO EL ORANENSE

Un efectivo de la Policía de Salta fue separado de la fuerza, denunciado por abuso de autoridad. La madre de la víctima aseguró que no es la primera vez que ocurre una situación similar en Orán.

Deisy Peralta contó que todo ocurrió el domingo a la madrugada cuando la familia festejaba el cumpleaños 20 de su hija en un salón. “Después de terminar la fiesta lo mandé a mi hijo a recoger las cosas que habían quedado y no volvía”, explicó a Diario El Oranense.

Pasaron varios minutos hasta que su hijo, Miguel Gareca, regresó a la casa, ensangrentado y baleado. Desesperada, Deisy le preguntó qué había pasado. El joven le relató que cuando regresaban a la casa con un amigo se cruzaron con tres móviles policiales. El último de ellos les pidió que detuvieran la marcha de la moto, pero la víctima decidió no hacerlo porque recordó una situación similar que vivió años atrás donde fue detenido por equivocación y golpeado en la comisaría 20 de Orán.

“Como no frenaron ellos (policía) empezó a tirarles disparos con balas de gama”, dijo la mujer. En la espada de Miguel se pueden contar, al menos, 12 disparos. Además, el efectivo utilizó una picana eléctrica para amedrentar a la víctima que, como pudo, llegó manejando su moto a la casa y pidió ayuda.


La situación tensa continuó cuando la víctima junto a su madre y el dueño del salón donde habían festejado el cumpleaños fueron a la comisaría 20 a exigir una explicación y a denunciar el caso de abuso policial. Deisy contó que una agente no quiso tomarle la denuncia y debieron esperar hasta el cambio guardia donde otro oficial si asentó la denuncia.

Qué dice la Policía

La fuerza emitió ayer un comunicado en el que admite que un integrante picaneó a un joven quien estaba sospechado por un robo en una escuela del Valle de Lerma.

“En el marco de la investigación por robo en un establecimiento educativo en el Valle de Lerma, los investigadores del Sector 81 pusieron a disposición de la justicia a un cabo de policía tras detectar irregularidades en el trato a uno de los sospechosos”, dice el comunicado oficial.

Se indica que la víctima estaba implicado en una causa por robo a una escuela y en ese contexto “un efectivo policial excedió sus facultades y utilizó un elemento prohibido para aplicar una descarga eléctrica al investigado”. Asimismo se hizo saber que el oficial a cargo del procedimiento informó lo sucedido y puso al acusado a disposición de la justicia.

La Fiscalía de Derechos Humanos ordenó la detención del efectivo quien compareció en forma espontánea.

¿Una historia que se repite?

Deisy Peralta aseguró que no es la primera vez que la Policía amedrenta a su hijo Miguel.

Recordó que hace tres o cuatro años, cuando el joven era menor de edad, vivió una situación parecida. Un día lo llevaron detenido porque lo habrían confundido con un ladrón.

En la Comisaría 20 de Orán lo golpearon y dejaron un ojo hinchado. Después de darle una paliza lo liberaron y fue la misma Brigada de Investigaciones a pedirle disculpas a Peralta por lo que había pasado. Se había tratado de un “error”, aseguró la mujer.

“Esa vuelta mi hijo me dijo que me callara, que no armara lío, pero esta vez decidí hablar”, concluyó.



Comentarios