Facturas truchas en la Municipalidad: cómo funcionaba el sistema de corrupción que investiga la Justicia

Matías Huergo, único detenido por el caso, está acusado de violar el Régimen Penal Tributario. Exfuncionarios municipales quedaron bajo la lupa.

18 May 2019

La investigación que lleva adelante la Justicia Federal por presuntos delitos al Régimen Penal Tributario provocó la detención de Matías Huergo, titular de la empresa Arcadio Obras Eléctricas. La resolución que lleva la firma del juez Julio Bavio asegura que existen sospechas suficientes para creer que el único imputado habría desempeñado el supuesto rol de organizador del delito de “asociación ilícita tributaria”.

Esta actividad se llevó a cabo mediante el empleo de personas físicas y jurídicas en actividad, otras de “papel” que ocultaron a sus verdaderos titulares para, con la connivencia de funcionarios públicos, resultar adjudicatarias de obras públicas con sobreprecios, las cuales obtendrían directamente o con el concierto de voluntades a través del direccionamiento a su favor.

“Para ello serían favorecidos con licitaciones fraguadas por encontrarse vinculados los oferentes por lazos de parentesco, o inventadas por tratarse de una misma empresa que elaboraría las distintas ofertas, todo ello para cumplir, en apariencia, con los requisitos formales de las licitaciones”, remarca del documento del tribunal.

TRAS LAS REJAS. Matías Huergo es el único detenido por esta causa

Ante la consulta de LA GACETA, el contador público Carlos Zapata detalló que este tipo de maniobras en perjuicio del erario público se llevan adelante a través de la sobrefacturación de obras “para quedarse con la diferencia” o facturar trabajos que no se hicieron. “Se simulan operaciones para bajarlas del pago de impuestos”, remarcó el diputado provincial mandato cumplido.

Zapata explicó también que en el caso de las facturas apócrifas o truchas se emiten ante dos circunstancias. “Se pueden emitir cuando sale una orden de compra y aunque una empresa cobra no realiza la obra y se lleva la plata. La otra, es que ante una obra, la empresa le certifica los trabajos pero hay otra empresa les facturan porque no tiene poder de operación”, explicó.

¿De cuánta plata se habla en la causa?

Un archivo recuperado de la computadora secuestrada al empresario Huergo, permitió establecer que Pablo Gauffín, exsecretario de Hacienda, del gobierno de Gustavo Sáenz recibió $1.510.000 por parte de las empresas contratistas del municipio.

Del expediente también se desprendió que el cinco de marzo del año pasado, la empresa Arcadio emitió una factura a la empresa Norte Áridos S.R.L. por un importe total de $ 1.330.097,34. Posteriormente esa factura fue anulada. Pero, ese mismo mes la empresa GV S.R.L. que está integrada por Pablo Javier Gauffín y Gabriela Vázquez emitió factura a Norte Áridos S.R.L. por un importe idéntico que el comprobante emitido y luego fue anulado por Arcadio.

Después de analizar las facturas emitidas tanto por la empresa Dal Borgo como Norte Áridos, se detectó que ambas libraron sus facturas de una misma IP, la cual correspondía a la Municipalidad de Salta. Además se comprobó que otras 26 empresas facturaron al municipio desde esa misma IP por un importe total de $ 121.645.342 (desde el enero de 2017 hasta agosto de 2018). Y que dichas firmas en el mismo período, facturaron a la Municipalidad incluyendo otras I.P., por un total de $ 422.238.276.

Comentarios